jueves, 19 de julio de 2018

APUNTES PARA NÁUFRAGOS UN POEMA DE LOLA CRESPO RODRÍGUEZ




El miedo no es quedarse”
Árboles huérfanos


Apuntes para náufragos


Tras el despertar súbito y la parálisis del cuerpo, respirar.
Oír el crujido de las maderas que aún cimbrean carca. Oír
el mar, si es que hay mar.

Oír el viento, si es que hay viento.

Oír el corazón propio. Reconocerse en el latido.

Confundir el corazón con la madera que, a su vez, se
confunde con el mar que, a su vez, se parece al viento que,
a su vez, te devuelve el latido.

Tocarse los ojos sin tocarse.

Protegerse de la luz arrojándose al miedo.

Una vez protegido, considerar la fortuna de saberse herido
en medio de la vida.



La muerte sobre un caballo pálido
(apuntes para una tempestad)

Ilustra Ángeles Fernández

Cangrejo Pistolero Ediciones


miércoles, 18 de julio de 2018

UN POEMA DE ÁNGEL CERVIÑO DE EXOGAMIA




LXV.

LA REALIDAD NO ESTA DADA. LA REALIDAD EXIGE QUE SE LA BUSQUE Y LOGRE.


Un pulso desmenuce / acuclillado con probar
cultive indicios / el hueco que me completa
                             la pieza que falta

se vierte de antemano / gradualmente ánade
el Dios luthier sopla a rebato el reclamo
                            (ni tanto ni tan poco)

                            medra al sesgo la palarva25







————————————
25 Anotación manuscrita en el reverso del original mecanografiado: “ser investigador del lenguaje, como el niño del rellano es investigador de lagartijas y grillos, ...como el pequeño roedor que palpita en los rastrojos es investigador de la sombra del milano”. (NOTA DEL EDITOR).


Ángel Cerviño
Exogamia


martes, 17 de julio de 2018

POSTCRIPTUM UN POEMA DE MÓNICA DE LA TORRE




POSTCRIPTUM


Si llegas a leer esto, vas a habitar estas páginas, y también
terminarás atravesándolas.

La declaración previa es un oxímoron: si estás aquí, ya
leíste esto. Has habitado estas páginas, has pasado por ellas.

Cuando sigas adelante, este tú, aquí, quedará vacante
hasta que alguien más le ponga atención a estas páginas.

A estas alturas ya habrás olvidado
aquello que pasó justo antes.

Ésta es mi predicción.

Tu paso por estas páginas ha engrosado el silencio
como un marco para estas declaraciones.

Propongo lo siguiente:

Graba la frase «Yo ya no estoy aquí» en el medio
que tu prefieras un pedazo de papel, cualquier cosa tirada
en la calle, una contestadora, un email.

La frase se convertirá en una profecía autocumplida.

Propongo otra cosa: usa la segunda persona del singular o
del plural para hacer el guión de otro futuro.

El futuro sólo se narra desde el punto de vista del pasado.


Mónica del la Torre
Feliz año nuevo

Edición bilingüe de Cristián Gómez Olivares
Luces de Gálibo: Poesía


lunes, 16 de julio de 2018

DE LAS OTRAS DE AYER NO TE VI EN SARAJEVO DE PILAR SALAMANCA




De las otras

La mirada de horror
la lengua roja
sus palabras de alambre de espino
y una desesperación conocida

que le partió el alma
en aquel espacio formado por pequeños
infinitos lelilíes
en aquella ciudad de muerte
con la que había luchado siempre
insistentemente

dispuestos a perder algunos de sus muchos combates
o bueno, más bien todos, con tal de vivir en paz
hasta ser derrotada,
definitivamente

tener que irse de allí sin decidirlo
con sus bártulos a cuestas
y aquella desesperación tan humillante
después de perder todos los combates y
casi todas las oportunidades.

No, nunca llegó a entender lo más sencillo
y cómo la Realidad es siempre lo que queda fuera
o hasta qué punto le había fallado a pesar
de confiar ridículamente en ella.


Pilar Salamanca
Ayer, no te vi en Sarajevo

Poemas (in) surgentes
La Vorágine


domingo, 15 de julio de 2018

48 UN POEMA DE ALBERTO MUÑOZ




48


La sombra de una telaraña captura
la vejez, enciende la vela del ser.
La tentación dibuja un caracol,
la parálisis, el aislamiento, …
con extraños rompecabezas.
En la mesa del escultor se congela
una emoción de metal, la pistola.
Un trastorno de la nitidez esconde
su tumba bajo la nieve.
De su cabaña sale sólo
al alma desnuda del modelo.


Alberto Muñoz
Pastor a la intemperie

Cantárida poesia



sábado, 14 de julio de 2018

MARTILLO Y CLAVO DE NOELIA MORGANA




Martillo y clavo


Lo confieso:
Tengo un martillo en la punta de la lengua. Apareció un día, así, de repente, junto a todas las hembras que sou.

Ahora dudo que sigas queriendo comerme la boca.

A no ser que tú tengas un clavo, o que mañana te aparezca, así, de repente. Y aún sangrando, me digas: “tenno un cavo en la puta de la legua”.

En ese momento me voy a reír y voy a ponerme tierna. Pero, aún así, aún con todo, aún estando el martillo y el clavo preparados en las puntas de nuestras lenguas... voy a dudar de que sigas queriendo comerme la boca.

Porque, te he dicho lo del martillo, pero no lo del laberinto en el coño. Supongo que me estás entendiendo.

Es tan complicado como ir corriendo a hincarte un clavo en la punta de la lengua cuando te cuente lo de mi martillo.

O tan sencillo como comerme la boca,
así, sin más, sin dejar que me explique,
y me lleve la sorpresa
de tengas dentro
lo que tengas
que tener.

Supongo que me estás entendiendo.


Maleducados




viernes, 13 de julio de 2018

UN POEMA DE LA ZANJA DE NURIA RUIZ DE VIÑASPRE



«Ya no se declara la guerra, se prosigue.
Lo inconcebible se ha hecho cotidiano.»
Ingeborg Bachmann



Gaza Zanja Franja. Aislada Gaza Zanja Franja. Zanja la Franja de Gaza. Zanja la bomba de muerte. Bomba que es veta de hombres, veta la veda de Gaza. Ay, los hombres y los nombres ¡qué ironia de hombres y nombres! Gaza! Gaza! Gaza! palabra gazapo, pues Gaza, tan cerca de gozo es lazo cable cuerda y cabo. ¿Cómo unir el menoscabo? ¿Cómo unir la desunión de Gaza? De Zanjar la Franja de la aislada Gaza. A veces las palabras no son lo que dicen que son y esas veces son mortales.


Nuria Ruiz de Viñaspre
La Zanja

Colección Calabria Poesía
Editorial Denes