sábado, 29 de diciembre de 2012

NIEVE ES EL NOMBRE DE LA MUJER






Árboles en invierno por Pablo Müller




«Vi las bestias expulsadas del corazón de mi madre. No hay distinción entre mi carne y su tristeza.»
Antonio Gamoneda

Nieve es el nombre de la mujer
viene de una familia de hombres que ríen
y rara vez llegan a ancianos
   tal vez la alegría descolocada atraiga a la muerte —
y mujeres calladas que trabajan todos los días
como si fuera el último
   y el día último siempre tarda —

Nieve acuna un niño — suyo —
en la ciudad extraña
a la que llegó para cuidar niños — otros —
donde las cunas son de tubo metal hueco
galvanizado
y el humo oscuro marcha con el norte
y se posa en los sures,
   vaciado de sus gentes para alimentar minas y fábricas —
hay risa pero compadrea con el vino malo,
hay música pero termina a menudo con grito.

Nieve espera el final del aullido de la sirena
— dura los veinte años de rigor —
y el hombre que le hace los niños en la calle del silencio
con los fundidores y ajustadores ante las puertas cercadas
de la factoría espera — también —
la oscura llegada del furgón de los guardas grises.

Nieve acuna al niño — suyo —
y en vientre atesora los hermanos:
   los vivos y los muertos —

Nieve acuna el futuro dolor,
la futura tristeza
de los meses de marzo.




No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...